Sí, se trata de uno de los programas emblemáticos de Televisión Española; España Directo lleva tres años llenando ese horario en que la programación cae en un limbo insufrible.

España Directo y sus dificultades

“El pueblo con menos habitantes de España”, “La persona más vieja de Castellón”, y tantos otros reportajes carentes de todo interés, excepto para los que han aceptado la redundancia como regla de contenido, han hecho del programa un “algo” dentro de TVE.

Pero, claro, un programa de televisión tan plano en contenidos, recipiente del amarillismo que tanto agrada a parte de los espectadores y de las peores taras del periodismo que intenta ser “cercano a la gente”, ese que les habla a los ancianos como si fuesen idiotas, debía sufrir las consecuencias.

España Directo, según informaciones de prensa, está enfrentando dos situaciones que le hacen difícil el camino: por un lado, la reducción de su horario de emisión a favor de otros programas (Doña Bárbara) y por otro, la competencia de Pasapalabra y El Diario.

La audiencia ha bajado de un 18% de media de share, a un 14%. Además, la salida de Ricardo Medina, creador del programa, junto con Pedro Calderón y Silvia Carrasco, entre otros, dio el golpe de gracia al programa.

Esta realidad mantiene en vilo a las personas que trabajan en España Directo. Habrá que ver cómo sortean la actual circunstancia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *